árbol de la abundancia

árbol de la abundancia

La escultura titulada "Árbol de la abundancia", obra que quiere ser emblemática y referente turístico y cultural de nuestra jurisdicción parroquial, es obra del artista quiteño José Fonseca Bravo.

Descripción e interpretación de la escultura "Árbol de la abundancia"

En su base hay un sombrero que evoca al de la paja toquilla, cuyo tejido fue declarado recientemente por la UNESCO como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, elemento al que nuestra provincia ha contribuido de manera significativa, debido a que fueron habitantes de Manabí actual como ha demostrado el investigador Ab. Libertad Agagado en su trabajo reciente sobre esta declaración desde al menos el cuarto milenio antes de la era común, y destacó en los vestigios cerámicos del Formativo. En su copa están incrustados, como piedras preciosas, cuatro símbolos de nuestras culturas precolombinas Valdivia y Jama Coaque, que repiten, de esta última cultura, una representación del árbol de la vida.

Sobre este sombrero se levanta un robusto árbol parecido a un ceibo o un matapalo, ambas especies endémicas de la provincia y de nuestro círculo parroquial, que abre sus robustas ramas, como brazos, para recibir a sus habitantes ya todos aquellos que visitan nuestros territorios; ramas de un color siempre verde, lo que significa que la cultura de nuestro pueblo, como hecho humano, es inagotable y siempre se genera; que siempre está vivo ...

Sus hojas expresan la infinidad de actividades realizadas por hombres y mujeres angelinos que, como un árbol, su follaje, dan vitalidad al hecho cultural de la micro región. De estas actividades nacen una variedad de frutos que ostentan las robustas ramas de nuestro árbol; frutos en los que se manifiesta la riqueza de actos culturales, que partiendo del hecho agrícola fundacional (producción de plátano, cacao, sandía, naranja, papaya, mango ...) concluye el artesanal (como el sombrero mocora, tan emblemático para los habitantes de la zona alta y media del valle del río Carrizal, donde se asienta nuestra jurisdicción parroquial).

Dos niños se abrazan y hunden la mano en el tronco de nuestro Árbol de la Abundancia, significando el compromiso de las nuevas generaciones por incluir, apoyar y mantener el patrimonio cultural de Ángel Pedro Giler, el cantón, la provincia, la patria y la nación. todo latinoamericano.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a árbol de la abundancia puedes visitar la categoría Blog.

Contenido Relacionado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir