Diablada Pillareña

Diablada Pillareña

Vive y disfruta de la tradicional Diablada Píllaro del 1 al 6 de enero de cada año.

La Diablada Pillareña es una tradición que identifica al cantón, declaró Patrimonio cultural inmaterial Ecuador el 29 de diciembre de 2008; tiene su origen en las zonas rurales y su testimonio se ha transmitido de generación en generación.

El diablo es símbolo de rebelión, en él se refugiaban los indígenas para no ser esclavos del dominio; por eso este personaje es el fiel reflejo del concepto de libertad.

Los personajes de la fiesta son: cabecillas, diablos, parejas en fila, capariche, guarichas y banda de músicos.. Ser el Jefe el organizador de la fiesta en cada comunidad, su misión es transmitir conocimientos a las nuevas generaciones y verificar un buen desarrollo de sus bailarines y acompañantes.

Origen de la Diablada Pillareña

La Diablada Pillareña es una fiesta que se celebra del 1 al 6 de enero de cada año, en Ciudad de Píllaro en la provincia de Tungurahua. Fue declarado Patrimonio Cultural Inmaterial por el Instituto de Patrimonio Cultural (INPC) el 12 de noviembre de 2008. En el informe técnico realizado por el INPC, previo a la declaración, se expresa lo siguiente: En el caso de Diablada de Píllaro, la memoria colectiva nos recuerda que este acto festivo, que ha llegado a territorio de Pillaro en una reubicación masiva de indígenas Mitimae de Bolivia o Perú, donde aún sobrevive este festival. Otra versión dice que los señores de las haciendas y representantes de la iglesia permitieron que los indígenas organizaran una fiesta de Año Nuevo, disfrazados de diablo, mediante la cual se burlaban de sus tiranos; y una tercera versión muestra que se originó en las comunidades de Tunguipamba y Marcos Espinel de Píllaro, cuando, debido a los amores de las mujeres de Píllaro, los hombres se disfrazaron de demonios para expulsar a sus rivales, cuando llegaron a su misión, gritando a ¡ellos en su huida, por los inocentes !. La fiesta de los disfraces es el antecedente de la actual fiesta del diablo, que comenzó hace unos 80-100 años, y que poco a poco ha dado lugar a la actual fiesta, que sufre importantes cambios en sus distintas etapas de consolidación: 1. Juegos de disfraces ( de 1910 a los 70); 2. La Diablada (1980-1995); 3. La Diablada apoyada y organizada por la Municipalidad (1995-2008) (INPC2008) (IInstituto Nacional de Patrimonio Cultural 2008)

Otra versión sobre el origen del partido es la del profesor Luis Lara Arcos, quien sostiene que el Diablada Pillareña tiene su origen en otra manifestación denominada Legión de los Diablos, la cual aparecía en la ciudad de Píllaro todos los años en las mismas fechas, al respecto Luis Lara afirma: Esta es una de las manifestaciones culturales de este cantón que aparece en los años a partir de 1850 más o menos, la idea de representar la muerte para asustar a todos los que la observaron por primera vez, al principio la Legión aparece el último día del año para recorrer los diferentes caminos, entre los protagonistas está la muerte rodeada de alma condenada, el pecador, el borracho, el duende, acompañado del diablo, de la serpiente aludiendo a la Biblia, que incitó a Adán y Eva al pecado, las máscaras eran monumentales, medían entre un metro y algo más. La Legión estaba conformada por un grupo de personas que se disfrazaron para imitar o representar el mal, este tenía una idea clara de causar miedo, espanto y terror. […] En la antigüedad salían en procesiones en un carro tirado por un burro donde una pala con diablos rodeaba las velas en husos de hueso de animal que contenían el alma blanca que representaba la buena muerte y el alma negra que aludía a la mala muerte. Hubo una especie de ceremonia, que cerca del cementerio se hizo un gran hoyo previamente preparado lleno de ortigas, los diablos tenían la tarea de perseguir a los personajes que estaban mirando los llevaban a rebotar en el hoyo, las persecuciones hacían reír a los espectadores que señalaban a los pecadores para que los atrapen.

Es sabido en todo el mundo católico que la fiesta de los Santos Inocentes es una celebración que va del 24 de diciembre al 6 de enero, y está ligada al hecho bíblico de que la Rey Herodes, en Belén (Judea), ordenó la matanza de todos los niños menores de dos años para evitar el reinado de Jesus de Nazareth. Este rey no completó su misión.

Fuente: Cristian Jhoffre Carrasco, 2017

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Diablada Pillareña puedes visitar la categoría Pueblos Costeros.

Black Knight

Entradas Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir